martes, 30 de diciembre de 2014

No estaba muerto, sólo malherido

A veces la realidad supera la ficción, y tanto ha sido así que mi vida ha sido como una partida de rol jugada por monos y dirigida por alguien con un extraño sentido del humor. No deja de ser curioso cómo algo que empieza con que tu gato se rompe una para trasera se va encadenando con varios sucesos hasta que, cuando te das cuenta, te has mudado y llevas un mes sin Internet. Pero todo eso ya ha terminado... y menos mal.
Pero como no hay mal que por bien no venga, todo este tiempo que no he invertido en el blog lo he dedicado a pensar y estructurar cosas que me apetecía hacer desde hacía un tiempo y que espero que disfrutéis. En primer lugar, y como mencioné en anteriores entradas, estoy trabajando en un proyecto de juego de rol basado en el género cinematográfico y literario de wuxia, y el avance ha sido bastante grande y satisfactorio, así que dentro de no mucho me gustaría compartir con vosotros algunas de las cosas que van conformando al juego y que podamos comentarlas. Y por supuesto, éste año 2015 todas las jornadas que pueda visitar (y siempre que dependa de mí) tendrán partida de este juego, para todos aquellos que no os queráis quedar sólo en hablarlo y queráis probarlo.

Por otro lado, y desde hace unos años, he sido bastante fan del movimiento del podcasting (hasta hace poco participaba en un podcast llamado Más Allá de Bree) y quería implementar en el blog algo que tuviera que ver con esto, y como también soy muy fan del canal "Desayuno con Dados", pues quiero juntar ambas cosas y crear un podcast en el que pueda tener conversaciones con gente del mundillo del rol, quitándole el apartado entrevistero y cogiendo un resultado final que sea una charla de tú a tú, con opiniones, debates y lo que surja, y todo en formato podcast para poder descargarlo en nuestros MP3 y escucharlo desde cualquier sitio. A falta de los detalles tontos, dentro de muy poco podremos ver esto en el blog.

Y por lo demás, lo de siempre: reflexiones, reseñas, módulos, ayudas inservibles y lo que vaya surgiendo. Así que espero comenzar el año 2015 con buen pie en lo que al blog respecta. Bueno, y en lo demás también.

¡Un saludo!